Personalizar tazas con dedicatoria

Una dedicatoria es el máximo de la personalización. No hay manera de estar más seguro de que esa taza es para ti que venga con un mensaje y una firma de quien te la regalo. Si eres tú quien quiere dar una dedicatoria, entonces debes saber un par de cosas para hacerlo bien.

Lo primero es que toda dedicatoria va firmada y en la mayoría de los casos se escribe el nombre de quien la recibe. Por lo general, el mensaje de la dedicatoria es de inspiración propia y busca ser significativo para quien la recibe.

Con una dedicatoria podemos felicitar, premiar, e incluso castigar a alguien.

Para tus padres

Los padres, por lo general, son consumidores de productos en tazas, y les gusta recibir este tipo de regalo. Puede ser para el día del padre o de la madre, pero lo importante es que el mensaje no sea genérico.

La dedicatoria debe estar acorde con la ocasión, es decir, si es por su cumpleaños, el mensaje debe tratarse de eso y no de lo lo buen padre o madre que es. No es muy complicado crear un mensaje que llegue al corazón de quien recibe la taza, pero sin duda debe ser bien pensado.

Para tus amigos

Personalizar tus tazas

Las dedicatorias para amigos no son muy diferentes a las de los padres, pero si debo decir alguna diferencia, sin dudas, el tono en que se hace la dedicatoria cambia. Por ejemplo, con amigos puedes usar un leguaje más amigable, incluso gracioso, pero sin perder la intención de que sea un mensaje personalizado y significativo.

Escoge el mensaje con la ocasión

Como te mencionaba antes, no se escribe un mensaje de graduación para un cumpleaños, o una declaración de amor para un cumpleaños. Debemos saber cómo personalizar la taza para que se justifique con la situación y tenga sentido.

Sin lugar a duda, a muchos les gustan estas tazas personalizadas pues son muy originales.